Investigación

La clave de la felicidad: ¿amigos o familiares?

 

Cursos, Masters y Expertos Universitarios para Enfermería

¿Crees que pasar tiempo con tus hijos y tu familia es la clave de la felicidad? Puede ser, pero serás más feliz al reunirte con tus amigos.

Así lo indica una investigación realizada por el profesor de psicología, Nathan Hudson, que encontró que las personas reportaban niveles más altos de bienestar cuando estaban con sus amigos que cuando estaban con sus parejas o hijos. De hecho, estar cerca de sus parejas sentimentales predijo una menor cantidad de felicidad.  

Sin embargo, Hudson indicó que esto tiene más que ver con la actividad que con la persona con la que se comparte. Es decir, las personas tienden a pasar más tiempo haciendo actividades agradables con amigos que con miembros de la familia, quienes, ocasionalmente, se encuentran juntos realizando tareas domésticas.

Nuestro estudio sugiere que esto no tiene que ver con la naturaleza fundamental de las relaciones entre familias y amigos”, explica. “Cuando controlamos estadísticamente las actividades, la mera presencia de niños, parejas románticas y amigos predijo niveles similares de felicidad. Por lo tanto, este documento proporciona una visión optimista de la familia y sugiere que las personas disfrutan genuinamente de sus parejas románticas e hijos”.

A los más de 400 participantes del estudio se les pidió que pensaran en momentos con sus amigos o familiares, identificaran la actividad que compartieron y calificaran si esas experiencias les dejaron sintiendo diversas emociones, como felices, satisfechos y con un sentido de significado. Cada emoción se calificó del 0 (casi nunca) al 6 (casi siempre).

Esta información y otras respuestas sobre cómo se sintieron los participantes del estudio en diferentes momentos, permitieron a Hudson y sus coautores, estimar las tasas de felicidad con sus amigos y familiares.

Las actividades que las personas realizan con mayor frecuencia mientras están con sus parejas incluyen socializar, relajarse y comer. Algo que también hacen cuando están con los amigos, al contrario de cuando están con las familias, que son, principalmente, tareas domésticas.

Pasar tiempo con los hijos también significó más tiempo para hacer cosas que estaban asociadas con algo negativo, como las tareas del hogar y desplazamientos. Sin embargo, lo cierto es que el cuidado de sus hijos se consideró algo positivo. Además, las personas también dicen sentir niveles similares de bienestar en presencia de sus amigos, parejas e hijos una vez que la actividad que estaban haciendo ha finalizado. Es importante crear oportunidades para experiencias positivas con parejas e hijos, y saborear mentalmente esos momentos positivos. Por el contrario, las relaciones familiares que no implican nada más que tareas domésticas y cuidar a los niños, probablemente no te harán sentirte feliz.

Tu Formación certificada al mejor precio!!
Comentarios

Noticias Populares

Arriba