Salud Pública

Cigarrillos electrónicos para la deshabituación tabáquica

 

Los cigarrillos electrónicos fueron más efectivos para dejar de fumar que la terapia de reemplazo de nicotina en combinación con apoyo conductual, según señala un estudio en el New England Journal of Medicine.

Los 886 participantes que asistieron a los servicios para dejar de fumar del Servicio Nacional de Salud del Reino Unido fueron asignados aleatoriamente a recibir un suministro de 3 meses de sus productos de reemplazo de nicotina preferidos, o a un paquete inicial de cigarrillos electrónicos. Ambos grupos recibieron apoyo conductual uno a uno semanalmente durante al menos 4 semanas.

La tasa de abstinencia a 1 año, que fue validada bioquímicamente, fue del 18,0% en el grupo de e- cigarrillos frente al 9,9% en el grupo de reemplazo de nicotina.

En cualquier caso, los autores apuntan que se necesitan estudios sobre los e-cigarrillos que comparen diferentes niveles de apoyo a la persona fumadora. Esto es importante para centrar los mensajes de salud pública, que siguen sin ser claros, en animar a los fumadores a cambiar al uso del e-cigarrillo dentro de los servicios de apoyo o recomendar su uso con menos intensidad o sin apoyo profesional.

Fuente original: Hajek, Peter, et al. «A randomized trial of e-cigarettes versus nicotine-replacement therapy.» New England Journal of Medicine380.7 (2019): 629-637.

Comentarios

Noticias Populares

Arriba