Salud Pública

El IAM aborda en un nuevo cuaderno de salud cómo afecta la conciliación laboral, familiar y personal a las mujeres

 

El Instituto Andaluz de la Mujer (IAM) publica un nuevo número de los ‘Cuadernos para la Salud de las Mujeres’ en el que se aborda la conciliación: ‘Conciliar con salud: una cuestión de género’. Este cuaderno forma parte de una serie compuesta por nueve temas con información cercana y accesible sobre diversas temáticas que afectan a la salud de las mujeres en las distintas etapas de sus vidas.

En este número 1, que puede descargarse en este enlace, se afirma que el conflicto entre vida laboral, familiar o personal afecta fundamental a las mujeres. Su incorporación al mundo laboral no se ha visto acompañada por una incorporación similar de los hombres al trabajo doméstico y de cuidados.

Tampoco ha venido asociada a un cambio en los modelos principales de provisión de cuidados que, en países como el nuestro, sigue recayendo en las mujeres de la familia.

A este respecto, la Encuesta de Empleo del Tiempo 2009-2010, apunta que las mujeres dedican al hogar y la familia una duración media de 4 horas y 32 minutos frente a las 2 horas y 29 minutos de los hombres.

Al hilo de esta situación, en esta nueva publicación, que impulsa y edita el IAM y elabora la Escuela Andaluza de Salud Pública (www.easp.es), organismo dependiente de la Consejería de Salud y Familias, se explica que las dificultades para compaginar las diferentes esferas de la vida afectan a la práctica totalidad de las mujeres y también a muchos hombres, que tienen que hacer verdaderos equilibrios para encajar trabajo, familia y ocio personal.

En este cuaderno se ofrece información sobre el impacto que tiene la conciliación sobre la salud de las mujeres, y se presentan algunas estrategias para paliar y hacer frente a dichos efectos.

La doble presencia laboral-doméstico/familiar, se manifiesta con un aumento del agotamiento, estrés e insatisfacción, lo que puede conllevar un importante deterioro de la salud de las personas.

Diversos estudios, algunos de ámbito andaluz, confirman que las interferencias laborales y familiares afectan en mayor medida a las mujeres, con un mayor impacto en su calidad de vida y estado de salud. En general, las mujeres muestran más nivel de estrés y peor percepción de buena salud, tanto física como emocional.

Por su parte, los hombres expresan el conflicto como la persistencia de un mayor cansancio general.

Comentarios

Noticias Populares

Arriba