Salud Pública

Todo lo que debes saber sobre los coronavirus

 

Cursos, Masters y Expertos Universitarios para Enfermería

El miedo y la preocupación se notan, cada vez más, en la población española. La presencia del coronavirus 2019-nCov en Italia y algunos casos detectados en España, hace que, cada vez más, la tensión esté a flor de piel.

Pero, ¿qué son exactamente los coronavirus?

El primer coronavirus se aisló en 1937 de un virus de bronquitis infecciosa en aves, que tenía la capacidad de devastar gravemente las poblaciones de aves de corral. Estos virus son responsables de entre el 15 y el 30% de los resfriados comunes.

Así, en los últimos 70 años, los científicos han descubierto que los coronavirus pueden infectar a ratones, ratas, perros, gatos, pavos, caballos, cerdos y ganado. Más recientemente, las autoridades identificaron un brote de coronavirus en China, que ahora ha llegado a otros países.

Por eso, en este artículo os explicaremos los diferentes tipos de coronavirus humanos, así como sus síntomas, cómo se transmiten y dos enfermedades particularmente peligrosas: el SARS y el MERS.

¿Qué son los coronavirus?

Los coronavirus humanos (HCoV) se identificaron por primera vez en la década de 1960, concretamente, en las narices de pacientes con resfriado común. De hecho, dos coronavirus humanos son responsables de una gran proporción de resfriados comunes como son el OC43 y el 229E.

En este sentido, recibieron su nombre en función de las proyecciones en forma de corona de sus superficies. En concreto, son tipos de virus que, generalmente, afectan al tracto respiratorio de los mamíferos, incluido los humanos, y están asociados con el resfriado común, la neumonía y el síndrome respiratorio agudo severo (SRAS).

Entre los humanos, la infección ocurre con mayor frecuencia durante los meses de invierno y principios de la primavera. Por eso, no es raro que una persona enferme con un resfriado causado por un coronavirus y, luego, lo vuelva a contraer unos cuatro meses después. Esto se debe, principalmente, a que los anticuerpos contra el coronavirus no duran mucho tiempo.

¿Cuáles son los síntomas?

Los síntomas de resfriado o de gripe, generalmente, aparecen entre dos  y cuatro días después de la infección por coronavirus y son leves. Sin embargo, es cierto que los síntomas varían de persona a persona y algunas formas del virus pueden ser fatales.

Así, entre los diferentes síntomas se incluyen estornudos, una nariz que moquea, fatiga, tos en casos raros, fiebre, dolor de garganta y asma exacerbada.

Los coronavirus humanos no pueden cultivarse fácilmente en el laboratorio, a diferencia del rinovirus, que causa también resfriados comunes. Esto dificulta la medición del impacto del coronavirus en las economías nacionales y en la salud pública.

Además, no existe ninguna cura para los coronavirus, por lo que los tratamientos incluyen cuidarse a sí mismo y medicamentos de venta libre. Entre los consejos más sonados están:

  • Descansa y evita el esfuerzo excesivo.
  • Bebe suficiente agua.
  • Evite fumar y áreas humeantes.
  • Tome ibuprofeno o naproxeno para reducir el dolor y la fiebre.
  • Use un humidificador limpio o un vaporizador de vapor frío.

El virus puede diagnosticarse tomando una muestra de fluidos respiratorios, como mucosidad de la nariz o sangre.

Los diferentes tipos de coronavirus

Los diferentes tipos de coronavirus humanos varían según la gravedad de la enfermedad que causan y hasta qué punto pueden propagarse. Actualmente, hay siete tipos reconocidos de coronavirus que pueden infectar a los humanos. Los más comunes son el 229E (coronavirus alfa), NL63 (coronavirus alfa), OC43 (coronavirus beta) y HKU1 (beta coronavirus).

Por su parte, existen otros tipos que son más raros y peligrosos, como son el MERS-CoV, que causa el Síndrome Respiratorio del Medio Oriente (MERS) y el Síndrome Respiratorio Agudo Severo (SARS-CoV), que es el coronavirus responsable del SARS.

En este sentido, en 2019 apareció una nueva variedad, que aún no tiene nombre oficial, pero que las autoridades de salud lo identifican como el nuevo coronavirus 2019-nCov.

El 2019-nCov

En 2019, los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) comenzaron a detectar el brote de un nuevo coronavirus. Las autoridades identificaron por primera vez el virus en Wuhan, China, y lo llamaron Coronavirus Novela 2019 (2019-nCov).

Más de dos mil personas han contraído el virus en China. Las autoridades de salud identificaron a otras personas en todo el mundo, incluida en España, donde ya van más de tres casos.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) declaró una emergencia de salud pública relacionada con 2019-nCov. Algunas de las primeras personas que padecieron este virus tuvieron vínculos con un mercado de animales y mariscos. De hecho, inicialmente se pensó que los animales eran los que transmitían el virus a los humanos.

Sin embargo, los afectados con un diagnóstico más reciente no tenían conexiones o habían estado expuestos al mercado, lo que sugirió que las personas pueden transmitirse el virus entre sí. 

A esto se añade que los síntomas varían de persona a persona con una infección de este tipo de coronavirus. De hecho, puede producir pocos o ningún síntoma. En concreto, incluye síntomas como fiebre, disnea y tos. Además, pueden pasar de 2 a 14 días para que una persona note los síntomas después de la infección.

¿Cómo se transmite?

No hay muchas investigaciones sobre cómo un coronavirus humano se propaga de una persona a otra. Sin embargo, se cree que los virus se transmiten utilizando líquido del sistema respiratorio. En este sentido, los coronavirus pueden propagarse de las siguientes formas:

  • Toser y estornudar sin cubrir la boca para dispersar gotas en el aire.
  •  Tocar o estrechar la mano de una persona que tiene el virus.
  • Hacer contacto con una superficie u objeto que tiene el virus y luego tocarse la nariz, la boca y los ojos.

De esta forma, la mayoría de las personas se infectarán con, al menos, un coronavirus en su vida. Se dice que las habilidades de mutación del coronavirus son las que lo hacen tan contagioso.

Para evitar la transmisión, es importante quedarse en casa y descansar mientras se experimentan los síntomas, además de cubrirse la boca y la nariz con pañuelos de papel al toser o estornudar y mantener la higiene en el hogar.

Tu Formación certificada al mejor precio!!
Comentarios

Noticias Populares

Arriba